Dom. Ago 1st, 2021

Los damnificados por la acción del colectivo en el polideportivo envían un requerimiento a Sara Hernández y amenazan con acciones legales para que restituya la piel original diseñada por el arquitecto,

Los cuatro arquitectos damnificados por “las pintadas” con las que el colectivo artístico Boa Mistura alteró hace una semana el último edificio de Miguel Fisac, han enviado este viernes un burofax a la alcaldesa de Getafe, Sara Hernández (PSOE), para que en el plazo de un mes limpie las fachadas del polideportivo de la Alhóndiga. En ese tiempo debe “devolver el edificio a su estado original” y acabar con la llamativa policromía que esconde la palabra “empatía” y que “destruye la integridad del edificio”. “En caso contrario nos veremos obligados a llevar a cabo las acciones legales que por derecho nos pudieran corresponder”, afirman en el requerimiento los coautores de la obra, que Getafe seleccionó como la mejor en concurso público de 2002.

Seguir leyendo

Por