Vie. Abr 16th, 2021

Hay muchas cuestiones que consideramos inamovibles en nuestro fútbol, pero que no son más que elementos del paisaje a los que nos hemos habituado,

Aquí me tienen de nuevo ante el reto de la pantalla en blanco y una columna que escribir tras cuatro años pasados en Francia, cuatro apasionantes años vividos en Marsella, la ciudad más futbolera de Francia, con un Vèlodrome que es un estadio lleno de emoción y de amor a los colores blanco y celeste del OM.

Seguir leyendo

Por