Jue. Abr 15th, 2021

El plazo para negociar la venta de la planta de San Cibrao a GFG acaba. Sin pacto, se cierne la amenaza del ERE,

Una pancarta resiste al viento y a la lluvia en la entrada de la localidad lucense de Cervo: “Sen industria non hai futuro”. Bajo esta premisa, los trabajadores de Alcoa en San Cibrao defienden la supervivencia de la última fábrica de aluminio primario de la firma en España. Con un bloqueo en la carretera, pocos metros más adelante, mostraron este viernes su descontento por la actitud “inamovible” de la empresa estadounidense, a pocos días de que se agote el tiempo para concretar la venta de la fábrica al grupo británico GFG. Era una muerte anunciada: en mayo la compañía informó de que iniciaría el período de consultas para un despido colectivo, tras varios años de pérdidas y quejas por el alto coste de la energía en España. El comité de empresa consiguió, el 13 de agosto, que se extendiera el período para explorar la opción de traspasarla. Ese plazo termina este domingo.

Seguir leyendo

Por