Mié. Ago 4th, 2021

La Comunidad de Madrid acatará las restricciones impuestas por el

Ministerio de Sanidad
a pesar de que considera que las medidas invaden competencias autonómicas, no son proporcionales y podrían violar derechos fundamentales contemplados en la Constitución como el de libertad de movimientos. Por tanto, la orden ministerial entrará en vigor esta noche desde las 22 horas, aunque no se impondrán sanciones -los controles policiales serán solo informativos- hasta que los tribunales ratifiquen su validez. Se eliminan en las poblaciones de más de 100.000 habitantes las limitaciones por zonas básicas de salud, como estaban hasta ahora en 45 áreas de la región.

Así, las restricciones sanitarias entrarán en vigor en Madrid capital y en los municipios de Alcalá de Henares, Alcobendas, Alcorcón, Fuenlabrada, Getafe, Leganés, Móstoles, Parla y Torrejón de Ardoz. En estos lugares se restringe la entrada y salida, salvo para actividades esenciales. La ocupación de las mesas en la hostelería tendrá un máximo de 6 personas. Estos establecimientos tendrán que cerrar a las 23 horas, con limitación de aforo al 50% y la barra cerrada. Los parques infantiles, no obstante, sí podrán ser utilizados.

Zonas añadidas bajo restricciones
Otras zonas básicas de salud con más de 100.000 habitantes que quedaban fuera de la orden ministerial seguirán vigentes. Estas son Humanes de Madrid y Reyes Católicos (San Sebastián de los Reyes), donde se prorrogan las medidas 14 días más a partir del 5 de octubre. Villa del Prado se añadirá también a partir del 5 de octubre.

Consideran que la orden es «nula»
Para tratar de tumbar la normativa que consideran injusta, la Comunidad de Madrid presentó esta mañana su recurso contencioso-administrativo ante la Audiencia Nacional. En un escrito de 17 páginas, el Ejecutivo que preside Isabel Díaz Ayuso no pide medidas cautelarísimas -para que la resolución judicial se efectúe en un plazo de 48 horas como máximo-pero sí solicita las medidas cautelares, lo que implica que el tribunal tendrá que responder en un plazo de 15 días.

«La Comunidad es leal al resto de administraciones públicas y por eso vamos a dar cumplimiento a las normas a pesar de que entendemos que la orden es una», ha afirmado el consejero de Interior, Enrique López, que ha pedido disculpas a los madrileños por las molestias que ocasionarán las restricciones. «Entendemos que se ha producido una invasión de competencias. Es una sustracción injustificada, sin amparo legal. Además, las medidas que se proponen provocan caos en la forma en que están redactadas y nos obligan a ponerlas en vigor hoy», ha valorado.

Según ha indicado López, las medidas del Ministerio «van a provocar pérdidas, si se mantienen durante un mes, de más de 8.000 millones de euros a la economía». El consejero ha lamentado la imposición porque las medidas adoptadas por Madrid «ya empezaban a tener efectos muy positivos».

El consejero de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero, a su vez, ha criticado que la normativa de las limitaciones de movilidad por zonas básicas de salud era más restrictivas que las del Ministerio. «Cuesta comprender que el gobierno se niegue a controlar la entrada en Barajas, Atocha y estaciones como la de Atocha», ha criticado también López, que hubiera preferido haber dado un periodo de adaptación hasta, al menos el lunes.

En este sentido también se ha manifestado la presidenta madrileña, Isabel Díaz Ayuso, que ha arremetido contra el presidente de la nación por las restricciones que la Comunidad tendrá que adoptar desde esta noche sobre casi 4,8 millones de vecinos. «Desde mañana podrás llegar a Madrid desde Berlín, pero no desde Parla. Gracias por el caos, Pedro Sánchez».,
La Comunidad de Madrid acatará las restricciones impuestas por el

Ministerio de Sanidad
a pesar de que considera que las medidas invaden competencias autonómicas, no son proporcionales y podrían violar derechos fundamentales contemplados en la Constitución como el de libertad de movimientos. Por tanto, la orden ministerial entrará en vigor esta noche desde las 22 horas, aunque no se impondrán sanciones -los controles policiales serán solo informativos- hasta que los tribunales ratifiquen su validez. Se eliminan en las poblaciones de más de 100.000 habitantes las limitaciones por zonas básicas de salud, como estaban hasta ahora en 45 áreas de la región.

Así, las restricciones sanitarias entrarán en vigor en Madrid capital y en los municipios de Alcalá de Henares, Alcobendas, Alcorcón, Fuenlabrada, Getafe, Leganés, Móstoles, Parla y Torrejón de Ardoz. En estos lugares se restringe la entrada y salida, salvo para actividades esenciales. La ocupación de las mesas en la hostelería tendrá un máximo de 6 personas. Estos establecimientos tendrán que cerrar a las 23 horas, con limitación de aforo al 50% y la barra cerrada. Los parques infantiles, no obstante, sí podrán ser utilizados.

Zonas añadidas bajo restricciones
Otras zonas básicas de salud con más de 100.000 habitantes que quedaban fuera de la orden ministerial seguirán vigentes. Estas son Humanes de Madrid y Reyes Católicos (San Sebastián de los Reyes), donde se prorrogan las medidas 14 días más a partir del 5 de octubre. Villa del Prado se añadirá también a partir del 5 de octubre.

Consideran que la orden es «nula»
Para tratar de tumbar la normativa que consideran injusta, la Comunidad de Madrid presentó esta mañana su recurso contencioso-administrativo ante la Audiencia Nacional. En un escrito de 17 páginas, el Ejecutivo que preside Isabel Díaz Ayuso no pide medidas cautelarísimas -para que la resolución judicial se efectúe en un plazo de 48 horas como máximo-pero sí solicita las medidas cautelares, lo que implica que el tribunal tendrá que responder en un plazo de 15 días.

«La Comunidad es leal al resto de administraciones públicas y por eso vamos a dar cumplimiento a las normas a pesar de que entendemos que la orden es una», ha afirmado el consejero de Interior, Enrique López, que ha pedido disculpas a los madrileños por las molestias que ocasionarán las restricciones. «Entendemos que se ha producido una invasión de competencias. Es una sustracción injustificada, sin amparo legal. Además, las medidas que se proponen provocan caos en la forma en que están redactadas y nos obligan a ponerlas en vigor hoy», ha valorado.

Según ha indicado López, las medidas del Ministerio «van a provocar pérdidas, si se mantienen durante un mes, de más de 8.000 millones de euros a la economía». El consejero ha lamentado la imposición porque las medidas adoptadas por Madrid «ya empezaban a tener efectos muy positivos».

El consejero de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero, a su vez, ha criticado que la normativa de las limitaciones de movilidad por zonas básicas de salud era más restrictivas que las del Ministerio. «Cuesta comprender que el gobierno se niegue a controlar la entrada en Barajas, Atocha y estaciones como la de Atocha», ha criticado también López, que hubiera preferido haber dado un periodo de adaptación hasta, al menos el lunes.

En este sentido también se ha manifestado la presidenta madrileña, Isabel Díaz Ayuso, que ha arremetido contra el presidente de la nación por las restricciones que la Comunidad tendrá que adoptar desde esta noche sobre casi 4,8 millones de vecinos. «Desde mañana podrás llegar a Madrid desde Berlín, pero no desde Parla. Gracias por el caos, Pedro Sánchez».

Por