Lun. Ago 2nd, 2021

Se atribuye al secretario de Estado Cordell Hull una famosa frase («sí, es un hijo de perra, pero es nuestro hijo de perra») que resume el respaldo de Estados Unidos, en otros tiempos, a ciertas dictaduras latinoamericanas. En realidad, no hay un documento que pruebe esta frase: sólo la biografía que en 1966 publicó Robert Crassweller sobre Trujillo, donde el autor afirmaba que el jefe de la diplomacia estadounidense pensaba que ese dictador era «nuestro hijo de perra». Queda, pues, la duda de si la frase es de Cordell Hull o de Crassweller.

Si Josep Borrell, jefe de la diplomacia de la Unión Europea, continúa su abracadabrante campaña para legitimar a Nicolás Maduro, será apropiado rescatar aquella frase para describir la… Ver Más,
Se atribuye al secretario de Estado Cordell Hull una famosa frase («sí, es un hijo de perra, pero es nuestro hijo de perra») que resume el respaldo de Estados Unidos, en otros tiempos, a ciertas dictaduras latinoamericanas. En realidad, no hay un documento que pruebe esta frase: sólo la biografía que en 1966 publicó Robert Crassweller sobre Trujillo, donde el autor afirmaba que el jefe de la diplomacia estadounidense pensaba que ese dictador era «nuestro hijo de perra». Queda, pues, la duda de si la frase es de Cordell Hull o de Crassweller.

Si Josep Borrell, jefe de la diplomacia de la Unión Europea, continúa su abracadabrante campaña para legitimar a Nicolás Maduro, será apropiado rescatar aquella frase para describir la… Ver Más

Por