Dom. Ago 1st, 2021

Solo han necesitado pasar una semana rodeados de tentadores para tener claro que su amor va más allá de «La isla de las tentaciones». Inma Campano y Ángel de los Santos abandonaron el reality show de Mediaset el pasado miércoles después de confesar que no pueden estar el uno sin el otro. «Yo lo que quiero es estar en casa con ella. Yo aquí sobro», dijo el sevillano. Fue entonces cuando ella confesó que quería casarse con él y tener un hijo. «Vamos a tener un hijo y nos vamos a casar. Estaba seguro de que nos íbamos a ir juntos y estaba seguro de que era la mujer de mi vida», aseguró Ángel, que oposita para entrar en la Guardia Civil.

Sin embargo, este abandono dejó huérfana a las villas (aunque por poco tiempo). «La isla de las tentaciones» ya tiene preparada a la nueva pareja para sustituir a Ángel e Inma. Se trata de dos personas muy ligadas al universo televisivo: Alessandro Livi y Patricia Guimeras.

La isla de las tentaciones

Alessandro Livi es más que conocido para los fans de los realities de Mediaset. Fue uno de los participantes de «Gran Hermano 12+1» y «Gran Hermano 12+1: La Revuelta», concurso del cual se proclamó ganador. Su fama le permitió participar en otros programas de Telecinco, y fue uno de los famosos que saltó por el trampolín de «¡Mira quién salta!». Incluso probó suerte en el mundo de la música con un single «Fiesta Loca».

Aunque lleva tiempo manteniendo una relación con Patricia Guimeras, Alessandro Livi llega a «La isla de las tentaciones» con fama de mujeriego basada en su un largo currículum sentimental. En «Gran Hermano 12+1» tuvo una relación tortuosa con Noemí Merino. También confesó, tiempo después, haber compartido más que besos con Miriam, de «GH Revolution», y se le ha relacionado con Candela Acevedo, de «GH Dúo».

De Patricia Guimeras se sabe poco. Es de origen cubana y ha estudiado Marketing y Dirección Comercial. Comparte imágenes junto a su chico (algo que él no hace) y de los viajes que hace para desconectar de la rutina. Además, aprovecha cualquier oportunidad para lucir tipazo.,
Solo han necesitado pasar una semana rodeados de tentadores para tener claro que su amor va más allá de «La isla de las tentaciones». Inma Campano y Ángel de los Santos abandonaron el reality show de Mediaset el pasado miércoles después de confesar que no pueden estar el uno sin el otro. «Yo lo que quiero es estar en casa con ella. Yo aquí sobro», dijo el sevillano. Fue entonces cuando ella confesó que quería casarse con él y tener un hijo. «Vamos a tener un hijo y nos vamos a casar. Estaba seguro de que nos íbamos a ir juntos y estaba seguro de que era la mujer de mi vida», aseguró Ángel, que oposita para entrar en la Guardia Civil.

Sin embargo, este abandono dejó huérfana a las villas (aunque por poco tiempo). «La isla de las tentaciones» ya tiene preparada a la nueva pareja para sustituir a Ángel e Inma. Se trata de dos personas muy ligadas al universo televisivo: Alessandro Livi y Patricia Guimeras.

La isla de las tentaciones

Alessandro Livi es más que conocido para los fans de los realities de Mediaset. Fue uno de los participantes de «Gran Hermano 12+1» y «Gran Hermano 12+1: La Revuelta», concurso del cual se proclamó ganador. Su fama le permitió participar en otros programas de Telecinco, y fue uno de los famosos que saltó por el trampolín de «¡Mira quién salta!». Incluso probó suerte en el mundo de la música con un single «Fiesta Loca».

Aunque lleva tiempo manteniendo una relación con Patricia Guimeras, Alessandro Livi llega a «La isla de las tentaciones» con fama de mujeriego basada en su un largo currículum sentimental. En «Gran Hermano 12+1» tuvo una relación tortuosa con Noemí Merino. También confesó, tiempo después, haber compartido más que besos con Miriam, de «GH Revolution», y se le ha relacionado con Candela Acevedo, de «GH Dúo».

De Patricia Guimeras se sabe poco. Es de origen cubana y ha estudiado Marketing y Dirección Comercial. Comparte imágenes junto a su chico (algo que él no hace) y de los viajes que hace para desconectar de la rutina. Además, aprovecha cualquier oportunidad para lucir tipazo.

Por